Pasta con tomates secos

La receta de los tomates secos,  la vi en el programa de “Cocinamos contigo” y llevaba tiempo con ganas de prepararla. Es muy fácil de hacer, y un gran acompañamiento para la pasta pese a su sencillez. Me encanta!
Y ya que va a ser la primera receta de pasta que subo, he preparado los tallarines de espinacas en casa, aunque cualquier pasta os puede valer. Os dejo el proceso completo. La máquina para hacer pasta cuesta unos 20 euros, pero bueno podéis estirarla pacientemente con un rodillo y después enrollar las planchas de pasta y cortarlas a cuchillo como Jamie Oliver que queda más rústico. Yo no lo he probado pero si os animáis ya me contaréis que tal. El video está en inglés pero es muy gráfico.

Ingredientes:
Para los tomates
Una bolsa de tomates secos
2-3 dientes de ajo
1 cucharada de orégano
1 cucharadita de pimienta variada molida
1 guindills
1 vaso grande de agua
1 vaso de aceite de oliva virgen

Para los tallarines de espinacas
2 huevos (aprox. 60 gr/ud)
240 gr de harina
1 pizca de sal
50 gr de espinacas

Si preferís pasta fresca blanca
2 huevos y una yema
200 gr de harina
1 pizca de sal

Queso parmesano rallado para espolvorear

Empezamos poniendo los tomates en remojo, en el agua caliente unos 30′. Escurrimos y reservamos.

En un frasco bien limpio añadimos la pimienta, el ajo, la guindilla, el orégano, y el aceite. Majamos y removemos bien. Añadimos los tomates escurridos y cubrimos con aceite hasta llenar el frasco. Cerramos y dejamos “madurar” al menos 24h.

Para preparar los tallarines, empezaremos poniendo 200 gr de harina formando un volcan sobre la encimera, añadimos los huevos, la sal y removemos. Añadimos las espinacas y amasamos, iremos añadiendo la harina restante para que se vaya despegando de la mesa. Una vez bien integrado tapamos con un film y dejamos reposar media hora en la nevera.

Para hacer los tallarines, dividiremos la masa en cuatro partes, aplastamos con la mano y la pasamos por la maquina para estirarla al menos un par de veces. Os recomiendo que para hacer este proceso no escatiméis en harina o la pasta se quedará pegada. Una vez que tenemos las planchas lo más finas posible las pasamos por el cabezal de corte. Dejamos los tallarines secar unos 30-45′ ,podéis utilizar perchas de la ropa colgadas en los tiradores de los armarios altos de la cocina.

Ponemos agua a calentar con sal y un chorrito de aceite. Cuando hierva añadimos los tallarines dejamos cocer 3-4 minutos. Escurrimos.

Mientras se cuece la pasta,  ponemos un poco de aceite del propio aliño en una sartén. Añadimos los tomates troceados y los rehogamos. No importa que quede un poco más de aceite, para que al añadir la pasta quede más suave, ya que no lleva ningún tipo de salsa.

A fuego fuerte, añadimos los tallarines y removemos bien para que se pringuen del aceite y se repartan los tomates.

Servimos espolvoreando el queso parmesano, pimienta y unos hilos de aceite de oliva.

Que lo disfrutéis!!!