Sobaos Pasiegos

Sobaos Pasiegos
Nunca fui muy fan de los Sobaos, probablemente, porque hasta que mis padres empezaron a veranear en Cantabria, no probé los auténticos. Lo mismo me pasó con las anchoas ^_^
Tenía muchas ganas de hacerlos en casa, y me puse a buscar recetas… enseguida me encontré con la receta de  Mercado Calabajío, “salen perfectos” y la verdad es que después de la receta de helado de chocolate (y muchas más) tienen mi confianza absoluta. Además, explican fenomenal paso a paso como hacer los moldes. El caso es que me dio el venazo y rápidamente me puse a ello, he de decir que la primera vez que los hice, no me terminaron de convencer del todo, utilicé una mantequilla que tenía por casa bastante mediocre, me sabían demasiado dulces, me pasé un poco con la levadura y me sobraron 5 minutos de horno. Por no decir que hice los moldes con papel de hornear, y es tan fino que quedaron muy abiertos y los sobaos “esparramaos”.
Para la siguiente vez, ya con más calma y con tiempo para conseguir una mantequilla aceptable y papel vegetal en la papelería, empece a tunear ligeramente la receta original más a mi gusto.
El cambio de mantequilla fue FUNDAMENTAL, sustituí la miel por azúcar invertido en menor proporción y utilicé huevos más pequeños, pero completé el peso con yemas para que quedaran más amarillos.
También había observado que al batir por un lado los ingredientes más líquidos con la mantequilla y echando la harina al final, esa primera masa líquida se quedaba un poco cortada, no pasa nada en realidad, porque al echar la harina queda una masa perfecta. Pero no sé, me daba mal rollo 😛 Otras recetas de bizcochos, como el de la tarta Red Velvet, que se hace con butermilk le pasa lo mismo parece que se corta. Y ya había leído recetas en las que para evitar ésto se añaden líquidos y harina alternándose una y otra en 3 tandas. Así que hice lo mismo, para la masa de los sobaos.
Importantísimo también, el reposo. Hace tiempo leia en el blog  el invitado de invierno, que para hacer unas magdalenas perfectas había que dejar reposar la masa unas horas en la nevera, y la verdad es que me funcionó tan bien, que siempre que horneo magdalenas o bizcochos dejo la masa en la nevera antes de hornear. Otro reposo aunque más díficil de hacer es el que va después del cocinado. Los sobaos, los bizochos las magdalenas, el buen pan, al día siguiente se “asientan” y ganan en sabor y hasta en textura. Yo comprendo que según sale del horno es muy difícil resistirse pero si conseguís que llegue algo para días después lo comprobaréis. 😉
Total, que con los cambios pertinentes, consigo para mi, la receta perfecta de sobaos y enloquezco y quiero hacer un paso a paso chulo por el esfuerzo 😛 (el esfuerzo voy a tener que hacerlo en el gimnasio para quemar tanto sobao xD) y mi amiga Mati me consigue unos huevos de casa, de esos de yema fosforita, cada uno de un tamaño y un color, sin numeritos, de gallinas felices en resumen, y yo más. Lo único que me ha faltado ha sido conseguir una mantequilla pasiega pero, la que he utilizado que es de Soria, cumple muy dignamente su papel.

Y para terminar me he currado un super mega video xD, explicativo de como hacer los moldes. Que espero que se entienda :P. Puede parecer lioso, pero después del segundo los haces como churros.

Salen 6 sobaos tamaño familiar, como los auténticos, pero podéis hacer moldes más pequeños si os apetece.
Bueno al lío, necesitaremos…

250 gr de mantequilla de calidad a temperatura ambiente (debe estan blandita)
240 gr de harina floja (repostería)
230 gr de huevos, yo puse 4 pequeños y otra yema.
220 gr de azúcar
20 gr de miel, en mi caso azúcar invertido ¿Qué es el azúcar invertido?
5 gr de levadura química, tipo royal.
Una pizca de sal
3 láminas tamaño DIN-A4 de papel vegetal (de venta en papelerías y bazares)

123

Empezamos pesando los huevos, el azúcar y el azúcar invertido (o miel).

4678

Batimos hasta que la mezcla blanquee. Si no tenéis robot, podéis hacer esta parte con una varilla.

9101112

Tendremos la mantequilla ablandada. Y la harina con la levadura. Y empezaremos a echar 1/3 de la mantequilla y un 1/3 de la harina, y que se vayan integrando bien. Hacemos lo mismo con los tercios restantes.
El origen del nombre de los sobaos, viene precisamente por el metodo tradicional de hacerlos “sobando” la masa a mano, así que si no tenéis robot, remangaos y a sobar!

13141516

Tras el amasado, queda una masa contundente y espesa. La tapo con un film y la dejo en la nevera 4 ó 5 horas, si podéis 12 mejor. Cómo ya seréis expertos en hacer moldes después del video, colocamos los 6 moldes en una bandeja de horno y vertemos la misma cantidad de masa en cada uno (unos 160 gr). Como se puede observar en la foto de los moldes, tras el reposo, la masa toma un tono más amarillo.
Horneamos durante 20 minutos a 180º (yo pongo el ventilador, si vuestro horno no tiene, dejadlos 5 minutos más). Pódeis comprobar clavando un palillo si están cocidos.
Dejamos que se enfrien sobre una rejilla y guardamos en una bolsa o tapamos con film para que asienten y suden, hasta el día siguiente si sois capaces. xD

Que los disfrutéis!

Sobaos Pasiegos

Sobaos Pasiegos