Coulant de chocolate al cardamomo


También conocido por muerte por chocolate ,(que muerte tan maravillosa!)  no es más que una masa de bizcocho, que se cuece en moldes individuales o flaneras y que se hornea el tiempo justo para que se haga  por la parte externa pero el interior quede líquido. Al meter la cuchara y romperlo,  como si de un volcan se tratase, el coulant suelta su chocomagma!!!!! ñam ñam ñam

Para esta receta  he puesto un poco de ralladura de naranja y he aprovechado las semillas de cardamomo que tenía y que había utilizado en la receta de los donuts caseros , que le dan un toque especial al coulant, es totalmente opcional por si alguien no le gusta, o no las encuentra o pasa de mi y punto.
Es una receta super apañada porque se hace en muy poquito tiempo, pero si la cena de gala que vais a preparar os agobia, los hacéis el día anterior y los guardais sin cocer en la nevera,o podéis hacer doble o triple cantidad de la que os indico y congelar.

Ingredientes 5p:

4 huevos
80 gr de azucar
80 gr de mantequilla
150 gr de chocolate negro (vale el de fundir)
60 gr de harina
20 gr de cacao en polvo
3 o 4 cápsulas de cardamomo (opcional)
Ralladura de naranja (opcional)
Mantequilla para untar los moldes

En un bol echamos los huevos y el azúcar. Batimos bien. Vamos derritiendo por un lado la mantequilla y por otro el chocolate en un cuenco al baño maría o con golpes cortos de calor a media potencia en el micro.

Echamos la mantequilla a la mezcla y removemos, añadimos el chocolate derretido y seguimos removiendo.

Cuando la mezcla este homogénea, añadimos el cacao y la harina en tandas y con un tamiz o colador para que no queden grumos, vamos incorporando a la mezcla pacientemente.

Si nos sobraron semillas de cardamomo y hemos decidido darles salida, cogeremos 3 o 4 capsulitas, las abrimos con la mano y en un mortero las machacamos. Añadimos el polvillo pero lo tamizamos con un colador por si quedan restos de cáscara de las semillas. ***Cuando hice la receta de los donuts obvié este paso más por ignorancia que por desdén y quedaron algunos cachitos más grandes y que no me molo nada que se encontraran. Asi que ya que os ponéis colarlo!

Añadimos la ralladura de naranja

Y vamos untando bien de mantequilla los moldes. Cada vez soy menos fan de poner mantequilla y harina en los moldes para evitar que se pegue. Si está BIEN untado de mantequilla es suficiente y no quedaran pegotones luego en los bizcochitos de harina o masa de diferente color. Rellenamos los vasitos, a mi me dió para rellenar 5.

Para hornearlos es un tema, porque basicamente depende del horno que tengáis, de si la masa esta recien hecha o esta fria/congelada, el recipiente que uséis para cocerlo… Así que os toca probar, teniendo en cuenta que: si usais unos moldes de ceramica como los mios tardará un poco más porque es más grueso que un moldecito de flan, si la masa está congelada es obvio que también tardará más que si la mezcla está de la nevera o incluso a temperatura ambiente. Ensayo-error, mi primer coulant quedo demasiado líquido, el segundo cocido entero sin liquido ni nada, y el tercero perfect. A mi concretamente con la masa recien hecha y en los moldes de ceramica me tarda unos 15′ a 180º con ventilador. Si la masa está congelada me suele tardar unos 18′. Id tanteando a vuestro horno, metedlos de uno en uno las primeras veces hasta que cojáis el punto.

Feliz muerte!!!